Diálogos por la Justicia y la Equidad

La Constitución del Ecuador y el Plan Nacional para el Buen Vivir reconocen las injusticias históricas e intergeneracionales de carácter estructural. Para garantizar el Buen Vivir de todas y todos los ciudadanos, sin excepción alguna, se debe reducir las desigualdades sociales, eliminar la discriminación y la exclusión, y construir un espíritu cooperativo y solidario que viabilice el mutuo reconocimiento entre los «diversos iguales».

Siguiendo los valores que plantea la idea del Buen Vivir que se fundamentan en el principio de igualdad y no discriminación, se generan cambios estructurales en el poder y se evita que este sea un elemento de dominación, opresión y exclusión. Las acciones del Estado van encaminadas a generar igualdad y reconocen las diferencias socio-culturales de nuestra población.

El Diálogo Nacional por la Equidad y Justicia Social es un proceso que inició a mediados de este año con el fin de abrir espacios de discusión con la ciudadanía sobre políticas públicas y la necesidad de tomar decisiones que promuevan mayor equidad y justicia social en la sociedad ecuatoriana.

La primera etapa de este proceso fue liderada por la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (SENPLADES). Esta primera fase culminó el 15 de septiembre de 2015 donde se hizo una evaluación de los excelentes resultados que arrojaron los diálogos generados hasta esa fecha. Algunos de esos resultados se han plasmado en 5 proyectos de Ley, 11 acuerdos y resoluciones, y 9 compromisos que como Gobierno los hemos asumido con entera seriedad y responsabilidad.

En la primera fase de este proceso se obtuvo, en su mayoría, resultados relacionados al sector social. Por tal motivo, el Ministerio Coordinador de Desarrollo Social asumió con entusiasmo y fuerza la segunda fase del diálogo para dar continuidad a este proceso tan importante.

¿Qué se ha planteado? 

El Ministerio ha previsto fortalecer el proceso de reflexión en los diálogos que se realicen a lo largo y ancho del territorio nacional específicamente en la equidad y justicia, como concepto, en la vida diaria de cada uno de los ecuatorianos. Para esto se ha previsto realizar los denominados diálogos estratégicos con sectores muy importantes de la sociedad y con quienes se abrirá este espacio.

Los grupos incluidos en estos diálogos son: (i) campesinos (ii) migrantes; (iii) servidores públicos; (iv) jóvenes; (v) universidades; (vi) amas de casa. A estos diálogos estratégicos se les sumarán acciones encaminadas al seguimiento de  los acuerdos alcanzados en la primera fase y su devolución a la ciudadanía, al fortalecimiento de espacios que están pendientes con algunos actores, y hacia la conformación y fortalecimiento de las instancias de participación ya establecidas como los Consejos Sectoriales Ciudadanos.

Es importante recalcar que todas las instituciones del Ejecutivo están involucradas y es, a través de estas, que se logrará incluir diferentes temáticas que permitan la participación activa en el desarrollo de política pública.

¿Quiénes pueden participar? 

Este proceso supone un diálogo abierto a nivel nacional, es decir, todo ciudadano que quiera aportar en este espacio, fundamentalmente democrático, puede hacerlo a través de la plataforma electrónica www.dialogonacional.gob.ec.

¿Qué instituciones participan y cómo?

Este proceso se ha planteado a nivel del Ejecutivo y del Legislativo. Por tanto, todas las carteras de los sectores de Desarrollo Social, Sectores Estratégicos, Política Económica, Producción, Conocimiento y Talento Humano, y Seguridad participan en este proceso de diálogos planificados por cada institución. También en esta segunda fase se trabajará interinstitucionalmente, es decir, en cada diálogo independientemente del sector que lo organice podrán estar presentes otras instituciones de acuerdo a los temas que surjan en dicho espacio.